Ahorro de combustible: Reducción del coste de utilizar equipos frigoríficos

24th julio 2018

En comparación con el propio vehículo, actualmente el equipo frigorífico diésel no consume una gran cantidad de combustible. Aun así, con el paso del tiempo, estos costes de combustible se acumulany pueden reducir la rentabilidad generalde su empresa.

Por ejemplo, un equipo frigorífico para remolque que esté en funcionamiento durante 2.000 horas al año durante 7 años puede consumir más de 35.000 litros (9.246 galones) de combustible. Por tanto, una reducción del 10% en el consumo de combustible puede marcar una importante diferencia en sus costes operativos generales.

Por supuesto, la pregunta es cómo llevar a cabo dichas reducciones. A modo de respuesta, le ofrecemos a continuación una serie de sugerencias para mejorar el ahorro de combustible:

Selección del equipo adecuado

A la hora de escoger el equipo frigorífico, le sugerimos que se centre en las siguientes áreas:

  • Seleccione un equipo que se adapte a la aplicación exacta para la que se va a utilizar. Puede que sea necesario que las especificaciones generales se adapten a numerosos requisitos del cliente, pero tenga presente que tanto un equipo con unas especificaciones insuficientes como uno en el que estas sean excesivas pueden conllevar un despilfarro de combustible.
  • Seleccione un equipo frigorífico con una eficiencia demostrada con respecto al consumo de combustible. Con la gran cantidad de opciones disponibles en el mercado, pida a su concesionario que le indique qué tecnología (en función de la utilización prevista) le proporcionará la máxima energía a partir del combustible quemado.
  • Dé prioridad a un compartimento aislado con un valor K bajo. Esto está relacionado con la capacidad del material de conducir el calor: cuanto menor sea el valor, menor será la pérdida de calor y menor será también el combustible necesario para mantener la estabilidad de la temperatura.
  • Escoja un equipo con un color claro. Parece simple, pero está demostrado que una carrocería de un color blanco o metalizado ofrece una clara ventaja a la hora de minimizar la captación de calor en comparación con una alternativa más colorida.

La importancia de una carga correcta

La carga es otro punto que afecta directamente al rendimiento del combustible. En este sentido, las recomendaciones se refieren tanto a unas prácticas de carga adecuadas como al rendimiento del combustible pero, en última instancia, se trata de reducir la “carga de trabajo” a la que se ve sometido el sistema de refrigeración:

  • Maximice la circulación de aire y minimice la resistencia; cargue los vehículos de forma que no se bloquee el caudal de aire alrededor de la carga y utilice límites de altura máxima de esta para guiar a los operadores.
  • Minimice la carga calorífica en todas las unidades cargando todos los productos enfriados previamente al punto de consigna requerido (o, de ser apropiado, por debajo de este).
  • Retenga el aire frío en el espacio de carga, algo que se logra reduciendo la frecuencia y la duración de la apertura de puertas e impidiendo la entrada del aire ambiente.

Dominio de la eficiencia operativa

Todo lo indicado anteriormente nos lleva al día a día operativo y a los consejos con respecto a las prácticas recomendadas para lograr un rendimiento del combustible “sobre el terreno”. De nuevo, los siguientes son consejos destinados a ayudarle a mantener estable la temperatura de cualquier vehículo y los controles de la refrigeración funcionando sin contratiempos:

  • Instale cortinas en las puertas siempre que sea posible para ayudarle a retener el aire frío en el espacio de carga e impedir la entrada del aire ambiente.
  • Confíe en los interruptores de puerta para apagar la unidad automáticamente cuando se abren las puertas, lo cual resulta fundamental para evitar un funcionamiento innecesario de la unidad.
  • Utilice un área de carga sellada y a una temperatura controlada con la intención de minimizar que cualquier captación de calor de los productos se transfiera al vehículo y desde este.
  • Seleccione el punto de consigna y el modo de funcionamiento de la unidad adecuados (arranque/parada para los productos congelados, modulación de la temperatura para los productos frescos, etc.) con el fin de optimizar la eficacia de la unidad.

Mantenimiento fuera de la carretera

El último factor está relacionado con las medidas que es necesario adoptar para mantener el equipo de control de la temperatura en óptimas condiciones:

  • Siga las recomendaciones del fabricante con respecto al mantenimiento y compruebe el rendimiento de la unidad y el valor K del compartimento con frecuencia.
  • Repare los daños de la carrocería lo antes posible y asegúrese de que las juntas de las puertas de la carrocería (una fuente habitual de captación de calor) se encuentran incluidas entre los elementos de mantenimiento prioritarios.
  • Considere dónde aparca los vehículos cuando no se utilizan y, cuando sea posible, estaciónelos en un lugar protegido de la luz directa del sol para minimizar el potencial de captación de calor.
  • Maximice la utilización del vehículo y evite las cargas parciales que se traducen en un funcionamiento innecesario de la unidad.
  • Proporcione una formación exhaustiva a los conductores y asegúrese de que dicha formación sigue los procedimientos de funcionamiento estándar establecidos en su empresa.

Maximización de las oportunidades

Las recomendaciones anteriores ayudan a destacar una serie de prácticas recomendadas que, si se siguen, pueden incidir directa e indirectamente en el ahorro de combustible. Si las adopta, puede disfrutar de la confianza de saber que se ha hecho todo lo posible para lograr un ahorro mensurable en los costes.

Si desea realizar un cálculo más detallado del ahorro potencial que ofrecemos y conocer los objetivos en materia de rendimiento del combustible que puede fijarse, pruebe la calculadora de ahorro de combustible de Thermo King, que encontrará aquí.

La calculadora muestra por qué el rendimiento del combustible es uno de los factores fundamentales del desarrollo tecnológico de Thermo King. Esto puede comprobarse en todos nuestros modelos, incluidos productos como el modelo SLXi Hybrid, un equipo frigorífico capaz de funcionar con una alimentación totalmente eléctrica o autónoma con diésel.

Si desea obtener más información, visite nuestra página sobre el modelo SLXi Hybrid.